Alucina Vecina

Siempre me dijeron que mi vida era para escribir un libro… ¡Ahora es un blog! Entra, flipa y comenta

Colgada, pero sin cuerda. Ascedente suicida


Muchos me dicen también que soy una colgada… Pues… colgada exactamente no, me falta la cuerda… pero si que me gusta hacer puenting… sin cuerda…

En el puente de Nueva Umbría, LEPE… Desde canija me he ido a tirar… a saltar… a tirarme al río con remolinos y to y pasar por debajo del puente dejando que la corriente me llevara.

Anécdotas montones… Siempre íbamos con mi padre, y mi madre no nos dejaba ir porque tenía miedo, pero… Ahí íbamos… De hecho había años que no había ni vaya que nos impidiera tirarnos con carrerilla, y que los pescadores estuvieran pescando daba más emoción al asunto… un riesgo más: ¡Podíamos ser pescadas! (Mis hermanas, amigas de mis hermanas y yo).

Por no contar los cangrejitos de río que nos entreteníamos en tirar de las paredes del puente.

Por ejemplo una vez casi me cargo a Julián Contreras, el de la Ordóñez… porque él iba en piragua por debajo del río… yo saltaba… Por centímetros no le partí la piragua en dos… El tío debió de pensar “Joder con los leperos (aunque él sea lepero) aquí llueven niñas”

Otro día me dio por hacer de héroe… Mi perro también es un poco loco y se tiró, y claro: no podía nadar contracorriente (El muy cabezón quería salir por ese lado del puente y no por el otro…) Yo le vi sufrir (que estaba haciendo ejercicio… y es tonto, pero no tanto) ya ahí que me tiré a rescatarle.

Daño… me he hecho muchas veces, sobre todo en la espalda cuando me tiraba de cabeza, caídas en planchazos… pero siempre repetía para quitarme el dolor… XDXD. En el fondo soy algo masoca y suicida.

Escriba un comentario