Alucina Vecina

Siempre me dijeron que mi vida era para escribir un libro… ¡Ahora es un blog! Entra, flipa y comenta

Clasificación trabajadores: Los gilipollas y los cuentistas


Hoy tendría muchas cosas sobre las que escribir, de hecho voy a hacerlo y ya los iré publicando… jajajaja.

Porque que me cobren 200 € por la mierda la revisión clama al cielo… La historia de mi hermana y su imán a los desastres médicos tiene tambien tela… Pero creo que esto es lo que más me ha crispado hoy…

¿¿¿Hasta que punto se puede explotar algo??? Everybody knows sobre quien hablo, pero es que la teoría del escaqueo ha llegado a un punto demasiado grande… ¿¿¿4 días de baja por una gilipollez como que te metan el dedo en el ojo???? ¿Qué ha sido del parche y el colirio y a tirar pa alante?

Como la gente normal a la que la clavan paraguas que casi le matan (Con secuela crónica de una pupila más dilatada), que se clavan cristales… Y siguen con la vida normal, pero con parche… Joder, si hasta los piratas hacian vida normal sin ojo, ¡joder!

Puedo comprender que liimites la actividad física… Que no des clases, pero para vegetar (jajajaja, que apropiado) no estas haciendo actividad física… Pero claro… En fin, que me irrito…

Pero me irrito sobre todo porque hay gente que explota todo para escaquearse, y por otro lado estamos los GILIPOLLAS que vamos a trabajar hasta con fiebre, los que pringamos por tontos, que estamos mal y vamos a trabajar, que si un compeñero nos pide algo… Por no putearle nos jodemos, aunque no nos venga bien, no nos negamos si no tenemos nada imprescindible (Cuántas citas con médicos, dentistas… se habrán anulado o cambiado por cosas así)… Quizá porque somos tontos, quizá porque nos da vergüenza… Porque nos gusta nuestro trabajo, porque somos responsables, o simplemente porque no nos “sale” ni sabemos explotarlo y sencillamente somos imbéciles…

Pero hay veces que la cosa raya lo absurdo. Quizá esta persona tenga un problema en el ojo y se le haya agravado o yo que sé, que puede que realmente lo necesite (No sé cómo, pero bueno, puede escaparseme el motivo…)

Pero ¿Cuánta gente se escaquea siempre? Y ya no solo de trabajar, sino de ayudar… ¿Cuántas veces he tenido que aguantar los problemas insignificantes de alguien durante horas y cuando he necesitado que me escuchen o simplemente que me miren me han salido con escusas tontas? ¿Cuántas veces me he jodido por hacer favores y luego cuando he necesitado algo me he tenido que comer los mocos? Y como yo el grupo de los gilipollas. A a la hora de pagar “¿Me dejas 5cts?” Día tras día durante 3 años y no invitar ni a un té… A la hora de tomar una decisión. A la hora de tener responsabilidad… A la hora de todo… Siempre hay caraduras que explotan todo…

Y lo que más me jode es que a veces esa gente que se escaquea y se pasa del morro que tiene es la que más agradecida está, el pobre pringao es eso un “pringao”… Me jode que haya que ser un irresponsable cuentista para que se pueda tener en cuenta, que a veces nadie se den cuenta de esas cosas… Y si por un casual tú no puedes hacer algo… Eres el malo. Me indigna.

Escriba un comentario