Alucina Vecina

Siempre me dijeron que mi vida era para escribir un libro… ¡Ahora es un blog! Entra, flipa y comenta

Y vinieron los Reyes


A mis 24 años sigo creyendo en los Reyes. Como decía anoche la magia siempre está ahí, pase lo que pase en la vida, los Reyes siguen viniendo.

Anoche decía que no me importaba que mi madre no hubiera podido salir, ni mis hermanas… Pero después de escribirlo, cuando me metí en la cama después de montar “el chiringo” me entró un poco ese “dejà vu” de cuando era pequeña, ese pánico que tenía entonces. No es lo mismo, pero algo de pena si me daba. Llamé a mi nene, porque sabía que él sí que tendría regalos para mí. Sabía que por lo menos un regalo tendría.

Pero cuando me he levantado esta mañana… No ha sido sólo un regalo. ¡¡Tenía regalos!! Ha sido… genial. De pensar que sólo iba a tener lo que yo misma me había puesto a encontrarme con un verdadero montón de regalos. He vuelto a ser la niña ilusionada, abriendo regalos. Además todo venía de extra. :D :D:D.

Así ha sido… vale, ya había abierto los regalos… pero lo he intentado colocar para que pareciera que no… jajaja.

Además del baúl porta cd’s, la feedball, unos dvd’s para grabar, el álbum con las fotos de Juan y mías y el árbol de los deseos que yo misma me había puesto… (bueno, realmente el baúl de los cd’s me lo pagó mi madre… y los dvd’s los había comprado mi chico).
Tenía el cd de Pink, de Laura Pausini y de los nº 1 40; el dvd de Kung Fu Panda, un vestido de unos gatos preciosísimo, un aceite para los masajes, el libro de “El niño del pijama de rayas” y una base pa que mi mamá me haga un reloj de plata. Además de un par de sobres con dinero, uno de los cuales con el mismo dinero que al perro ¬¬.

En casa de mi hermana Nieves nos hemos encontrado con mi sobrino el peque más que feliz, le habían traído una piscina de bolas… bueno, más que una piscina es como un corral, las redes son altas, y estaba ahí rebozandose, pasando de ahí a la cocinita para “su casita”, de ahí a la guitarra eléctrica que le han traído al padre (aunque el padre le daba la que le han traído al peque, pero el peque queria la del padre), de ahí a la pizarra para pintar… Estaba emocionado con tantas cosas. La alegría que dan, y eso que tiene sólo un año y medio y aún no entiende del todo bien… Pero para el año que viene… Pufff, va a ser todavía más increíble para él.

Así estaba la zona del sofá (la piscina de bolas estaba aparte, y la cocinita de la “casita de Dani”, y el escritorio para la casa de la otra abuelita… y mil cosas más)

Allí los reyes no sólo me habían traído el pulsómetro que había pedido, además me han traído un masajeador con infrarrojos, para mis enormes dolores de cuello (se puede dar a uno mismo, y tiene cabezales… No es sólo para dar los masajes :D :D:D). Y un calendario para la cartera con el niño más guapo del mundo.

Allí nos hemos encontrado con otra de mis hermanas, pero han esperado a venir a casa para darnos los regalos. Ella me ha regalado un conjunto de ropa deportiva y una camiseta de unos gatos con una R, chulísima también.

Más tarde, mientras comíamos han venido mis otros sobrinos con mi hermana, y ellos me han traído una sudadera negra con siletas de gatos en morado y en fuxia, es una pasada. :D :D:D.

Y para terminar un plato fuerte: los de mi nene. Me ha regalado no uno, sino DOS peluches de Pelucharia… una vaquita y una jirafita… ¡¡¡Pero qué pasada!! ¡¡Qué bonitos!! Además los dos con mensajito. La jirafa, Leo, con una chupa de cuero, y la vaquita, Piper, con un jersey, un gorro una bufanda y un corazón :D :D:D:D. Además de eso me ha regalado una almohada de esas que tienen un brazo con su foto :D :D:D:D, ahora sólo me falta echarle un poco de su colonia. Es una moñada, pero me ha hecho más iluuuuuuuuuuu. Además, pa cuando me duele el cuello me tengo que colocar una camiseta enrollada debajo del cuello, ahora me puedo poner ese brazo. :D :D:D:D. Y me da igual que suene a moña, yo también lo pensaba… y la verdad es que me ha encantado. Son regalos de niña pequeña, pero me han encantado, que me he puesto como una niña pequeñita a saltar y todo de la alegría que me ha dado, y sobre todo la sorpresa.

¿A que son chulísisisisisisisisisisisisisisimos??
También me ha traído el regalo de su madre, pero era un cd repe que ya tenía abierto… así que habrá que cambiarlo, a ver por qué.

Para preferir ver la cara de los demás al recibir los regalos no he hecho más que contar qué es lo que me han regalado a mí… Jajajaja.

Mi madre cuando se ha levantado y ha visto que había montado el chiringo ha venido emocionada a darme un beso, después ha faltado un rato (deduzco en el que ella ha colocado sus regalos) y después ha venido a despertarnos que habían venido los Reyes.

Así estaba el salón con sus regalos.

Les ha encantado el marco digital (con vídeo y todo) para poder ver las fotos de los nenes y los vídeos de los nenes. Sabía que les molaría, porque cuando les enseñé el de mi hermana se quedaron con la boca abierta, que qué chulo era eso… Y tres álbums con fotos: uno de mi sobri peque Dani, otro de los mayores: Juanma y Lili, y uno de todos mezclados.

A mi madre también la he regalado una tetera con sus dos tacitas de té (ella colecciona teteras, tiene más de 250 que contamos hasta que nos aburrimos hace un montón de años mi amiga Luci y yo. Juro que no exagero con el número). Ella lo había pedido cuando pasaba por delante de la tetería, decía que la gustaba y que se la pedía (La tengo desde octubre). También le ha caído un árbol de los deseos, pero para ella en tamaño más grande, que la ha encantasdo la idea y ha dicho que ya mismo iba a empezar con él. Y mi padre y la ha dado un sobre.

A mi padre además le han caído unos jerseys que le ha regalado mi madre, y la trilogía de Bourne y la trilogía de la Momia. (Seré de las pocas personas a las que le encantó la del Emperador Dragón, pero me gustó).

Les ha encantado, también sobre todo a mi madre porque creo que no se esperaba que fuera a poner nada en el salón, y sobre todo no se esperaba tantísimo. (Cuando digo que tenía 37 euros en la cuenta no bromeaba, me he gastado una verdadera pasta, el sueldo de dos meses… casi). Me ha llenado que les haya hecho ilusión.

Después en casa de mi hermana además de otro “Danielario” (calendario de fotos de mi sobrino, para poner en la pared), a mi padre un polar y un reloj, y a mi madre una cámara de fotos. Mi otra hermana le ha regalado otro jersey a mi padre y una bata de ovejitas y un jersey a mi madre.

Después, cuando mi hermana Susana ha abierto los regalos. le ha molado mucho la idea del árbol de los deseos, los pantalones igual no la entran, pero no había más talla, pero lo del cacharro de los cd’s la ha emocionado también (sí, somos emocionables, pero cuando tienes miles de cd’s en casa que te tienes que salir casi de casa porque no sabes dónde meterlos y ves que los puedes meter sin que se rayen… ). Mi madre la ha regalado un perfume, algo de ropa, una agenda con un sobre, y mi padre la ha dado un sobre con ¡¡¡¡¡Mucho dinero para “el coche”!!!!!! ¡Madre! ¡Y a mí me ha dado lo mismo que al perro!jajajaja. La ha tocado la lotería…

Después aunque han llegado antes Nieves, David y Dani, como venía el niño dormido nos hemos puesto a comer antes de abrir los regalos, para que el niño siguiera durmiendo.

Mientras comíamos han llegado mis demás sobrinos y Cuki. Casi se pone a llorar de la emoción. Se ha quedado completamente anonadad y con la boca abierta. Porque en el marco digital, la foto que tenía puesta era una de las cuatro hermanas en los cuerpos de unas monjas (ahora pongo el montaje), casi la da algo. Jajajaja. La ha anonadado tanto que no ha visto una cortinilla de metro y medio por un metro con una virgen un José y un niño. Cuando ha conseguido apartar la mirada del marco y lo ha visto ya si que no sabía ni dónde meterse. Para mí ha sido una de las reacciones que más me han llenado. Por el cachondeo… porque con esto ya si que va a tener realemente difícil superarme en la competición de regalos vomitivos que nos hacemos. (El marco de vomitivo nada, pero sí las fotos que tenía dentro). Porque cuando ha apartado la mirada de la cortinilla y ha visto el marco… había una sucesión de fotos de vírgenes, santos, curas, monjas, papas… que ha termindo de romperla del todo.
La ha costado un buen rato empezar a abrir los regalos. Casi se ha tenido que sentar. Momento que han aprovechado mis sobrinos para lanzarse a por sus regalos.

Las cuatro “hermanas” XDXDXDXDXD

A la nena le ha caído un karaoke de High School Musical que la ha encantado, unos cuentos cursis de mi madre y un peluche de la Pelucherie de un ratoncito disfrazado de judoka, la ha molado, pero reconozco que me ha molado más a mí que a ella.
Al niño un órgano de mi madre, y un monopatín de spiderman (que han salido a estrenar después) y una sudadera naranja que se ha puesto nada más abrila.
Además, para los dos, un par de colchonetas, dos feedball (bueno, una está en casa de mi hermana Nieves que aún no han visto) y un plato de equilibrio para que hagan gimnasia en la buhardilla. El plato de equilibrio ya lo hemos estado usando un poco moñeando, y la bola hemos tenido que hinchar la mía, porque la niña se ponía a hinchar la suya y a ver cómo se la llevaban luego con los cincuentamil trillones de paquetes y encima la pelota hinchada. Les ha molado, pensaba que con todo lo de gimnasia se iban a quedar un poco a rombos… pero no, les ha gustado. Y las caras de ilusión de los niños son las mejores. Porque aunque el mayor ya sepa “el secreto”, no es igual, pero la ilusión por ver qué te han regalado… Se mantiene siempre, ya lo decía ayer.

Y mi hermana, una vez repuesta ya del shock, ha seguido abriendo regalos. Tenía un pijama amarillo de rayas (este es el de la movida con la tonta del culo de la dependienta ) que también la ha emocionado por el recuerdo… un árbol de los deseos (al que ya le falta una pieza y aún no se han ido). Y de parte de mi madre tenía otro vestido parecido al mío (en este caso el marco digital la mayoría es de mi madre), un costurero que tiene una máquina de coser de las antiguas encima (una chulada)y dos libros que ella andaba buscando. Además de un sobre cada uno, y de parte de mi padre también tenía dos cuadros que la gustaban desde siempre. (Ese es otro detalle que la cosa ha mejorado, mi padre dice que los cuadros son como hijos, que nunca se regalan, y dos de mis hermanas que tienen un cuadro, las ha costado conseguirlo… Ahora la acaba de regalar dos. Ese gesto, que puede parecer tonto tiene un significado que no puedo explicar con palabras).

Este era el panorama que presentaban anoche sus regalos.
La última en abrir los regalos ha sido Nieves, porque como madre que es, ha esperado a abrir primero los de su hijo.
A Dani… ¡¡Menudos reyes ha tenido el enano también!!. A él le ha caído: una lámpara cd de tortuga (chula chula chula) con unos cd’s de canciones de guardería; un par de camisetas de Phineas, que son preciosísimas y con unos coloridos… de dibujillos… Una pasada. Un cangrejo que escala, y un peluche de un osito (¡¡¡de los de peluche de verdad, de toda la vida!!! disfrazado de médico). Le hacían chispitas los ojos al ver tantas cosas, pero el fallo ha sido que lo primero que ha visto ha sido un volante de Pocoyo que le ha regalado mi madre, además de un libro de los blanditos… y algo más. Pero estaba flipando con el volante. Después, aprovechando que estaban los primos por allí, ya le han dado los regalos de su casa, que eran un muéco de SuperCoco (¡Cómo mola Coco!), un maletín para llevar la merienda de Barrio Sésamo, que dentro tenía la colonia y el gel con un Epi, y un libro de estos que suenan y hacen ruido de Pocoyó. Se ha quedado flipado. Aún no es del todo consciente de lo que pasa y tantas cosas que le molan le deben descolocar… Jajaja.

Y por fin, la última de mis hermanas en abrir los regalos. La camisa de Phineas (que por cierto es una verdadera preciosidad, podría haberle cogido una a cada hermana y otra a mí, porque todas hemos dicho lo mismo) la ha parecido preciosa, y el árbol de los deseos que también va a estrenar en breve (con una oposición que lleva preparando un montón en menos de dos semanas…). De mi madre además de la báscula electrónica que querían, ha tenido un vestido como el mío (el suyo de manga larga y cuello vuelto) que cuando he ido a su casa con él se ha quedado “Jooo, qué bonito, ¿de dónde es? me pido unoooooo. ” Jajaja.) El sobre, y algo más que no me acuerdo… No tengo tan buena memoria.

Así pintaban sus regalos antes de abrirlos.

A mi chico, cuando ha venido le he dado sus regalos, loq eu pasa es que menos el de mi hermana Susana, los demás ya los sabía. Un jersy-abrigo precioso de mi parte y una de Minotauro que me quedaba, de mi madre los cascos. Mi hermana le ha regalado una sudadera azul chillona chulísima.

Después de los regalos hemos estado jugando, y por la tarde hemos ido a tomar el chocolate a casa de mi hermana que estaban con sus amigos alli por la tradición, pero un porrón de niños… Después hemos visto como mis sobris recibían los regalos de los Reyes de mi hermana… y hemos estrenado la guitarra eléctrica de mi cuñao. Jajaja. Madre mía cómo van a acabar los tímpanos de estos reyes: a mi cuñao la guitarra eléctrica, a mi sobrinin una guitarrita además de aparatosd e esos de ruidos de los bebés, a mi sobrino un ógano, a la niña un karaoke y a ambos un sing star… ¡¡Madre mía!!

En fin, que al final han ido genial, como esta viniendo a ser en estas fiestas, las mejores de los últimos años. A ver si las puedo completar con unas vacaciones.
No esperaba recibir regalos y me he hinchado a regalos, y todos geniales… todo lo que quería y más.
Y mis regalos han encantado. Todos hemos acbado realmente contentos.

Como he dicho, decía, y diré el Día de Reyes es un día especial. Es un día mágico. De no esperar nada a acabar llena de regalos, y de alegría que han gustado. Ésa es la magia de los Reyes. Porque los Reyes Magos EXISTEN.

Con todos mis regalos. El vestido también era un regalito de hoy :D :D:D

  1. abuelo Andrés Dice,

    Mi enhorabuena por la gran cantidad de regalos que has recibido de toda tu familia, que sean bien venidos y de tu gusto.
    Un abrazo.

Escriba un comentario