Alucina Vecina

Siempre me dijeron que mi vida era para escribir un libro… ¡Ahora es un blog! Entra, flipa y comenta

Vaya viajecito 10 – I – 09


Acabo de ver un capítulo de Sexo en Nueva York (en la tele no había nada y es el dvd que tenía más a mano) y estoy aquí como Carrie, con el portátil en la cama (ahora mismo está en las piernas) escribiendo mi “columna”, lo que pasa es que no lo puedo publicar, porque AÚN no he “robado” internet (bueno, yo sola no, mi amigüito).

Al final he venido a Lepe, y aquí estoy, en mi casa, después de haber cenado chocos y adobo y de postre un heladito; con una mantita por encima (realmente podría acostumbrarme a esto, es una pasada lo de llevarlo donde esté más cómoda, cambiar de postura, y él conmigo… ) Sólo echo de menos un gato, o dos. O un perro. O bueno, quizá a mi chico XDXD. Pero me gusta tener estos momentos para mí. Es posible que mañana a estas alturas esté harta de esto, pero ahora… lo agradezco.

Aunque también agradezco estar sentada en casa con el calefactor y la mantita por el viajecito que he tenido. ¡¡Madre mía!! No se si definirlo como el peor o como el mejor. No se si decir que me he cagado o que me ha gustado la experiencia.

Como ya decía ayer, tuve la reunión, y hoy había previsiones de nevada “a ver si me puedo ir” decía. Cuando me he levantado estaba “bien” nublado, pero por lo menos ni nevaba ni estaba nevando, así que el hecho de que me haya despertado con un montón de ruidos, de toses, de quejidos… Yo no podía pensar otra cosa más que “Si me voy, mañana cuando me levanté sólo tendré silencio, y encima podré irme a la playa a dar un paseo o a aprender a montar en bici”. Así que una hora y media después sin conseguir dormirme por los ruidos… Y ya tenía la maleta hecha… Ya está, me voy.

Me he tirado un buen rato para quitar la rueda de la bici, porque no ponía en ninguna parte cómo aflojar la horquilla, después de deducirlo no encontraba la llave… Después para meterla en el coche, y resulta que uno de los asientos no bajaba…Pero lo he conseguido.

Como tenía que echar gasoil, he pasado por la gasolinera a llenar el depósito y ya de paso a mirar el aire de las ruedas, donde he hecho un poco de paleta, porque tenía las manos congeladas y no era capaz de quitar el taponcito de la rueda, después que no era capaz de ponerlo y que se sujetara, se ha acercado el de la gasolinera, pero ya lo había conseguido (¡Vaya parda!). Después, con las manos como si fuera un mecánico, resulta que el agua no salia, asi que las manos sucias buscando un rollo de papel,que no tenían. Después me señalan otro grifo, que tampoco sale, al final, el mismo que iba ayudarme con el aire salió a decirme que entrara en el baño, que estaba dentro (¡Qué parda!).

He ido a casa de mi chico a llevarle unos cd’s y a verle un poco, y salia del fútbol (ha ganado) y me ha acompañado (hecho un verdadero cuatro) a comprar unos sanwiches para comer… Total que he salido a las 2 (me habia despertado a las 10.15, y de mi casa Sali a las 13.00).

Peeeeeeeeeeeeeeeeeeeeeero, cuando iba por el pueblo de Sarixu (a unos ciento y pico, doscientos kilómetros) ha empezado a nevar. Y al principio muy gracioso, muy mono, porque no llegaba al parabrisas. A los 100 km sigue nevando… a los 200 (90 antes de Mérida) empieza a cuajar por los bordes, y de repente… ¡¡¡La carretera nevada!!! Una máquina echando sal, las quitanieves, el carril izquierdo con un montón de nieve, a 50 escasos unos detrás de otros, al rebufo y por dónde iba pisando el de delante… Y la nieve cayendo a mala hostia. Y cada vez más. No sabía si ponerme histérica de nervios, miedo y “mecagoenlahostiaputa por que no haria caso y me quedaria, quien me mandaria…” o el “ya puedo contar que he hecho un viaje entero con nieve. Aunque eso me molaba, también estaba con el “Hasta Mérida, en Sevilla no va a estar nevando, cuando llegue a Mérida, cuenta atrás para que deje de nevar”.

Pero cuanto más me acercaba a Mérida, más nevaba. Y al final ha estado nevando hasta Sevilla, o la carretera nevada. Incluso un pedazo de atasco… Pero he llegado entera. He tardado un poco más de lo normal, pero ya tengo la experiencia de haber hecho el viaje con nieve. Y la verdad es que muy bien.

Según estaba aparcando me ha llamado mi amigo Pako, y nos hemos visto un ratillo, después he ido al Ven y Ven a por adobo y chocos… Un helado de postre… Fenomenal. Tenía que venir. No sé cuando volveré, ni cuando me aburriré. Ayer pensaba que en dos días, pero… estando aquí… Me gusta demasiado estar aquí, esta es mi tierra. Sólo estar aquí estoy genial. Lo que me va a costar volver… si es que vuelvo.

carretera-nevando10ene101
Según me iba acercando a Mérida y la cosa empezaba a cuajar…

carretera-nevando-10ene101
La cosa cuajaba…

dsci0256
Esto es en Huelva.

dsci0255
Y esto en Sevilla, aunos30 kilómetros de la capital, sí, la sartén de España… esa misma. La foto está oscura porqeu en este pc no tengo lo de mejorar las fotos, ya editaré…
carretera10ene101
Así estábamos… Lo quese ve muy blanco al lado es el carril izquierdo… Adelantar se podía, pero… jajaja.

carretera-10ene101
Y mirando al otro lado de la carretera

Escriba un comentario