Alucina Vecina

Siempre me dijeron que mi vida era para escribir un libro… ¡Ahora es un blog! Entra, flipa y comenta

Si que tengo la cabeza dura


Hace bastante tiempo me dio por tratar de dar significado a algunas cosas, preguntando a la pregunta: < ¿alguna vez me he golpeado la cabeza?

Pero es que lo de ayer no fue un golpe en la cabeza. Fue una bola de demolición intentando tirar una pared. Nunca me había asustado por darme un golpe en la cabeza, pero ayer me cagué, porque me tiré unas horitas con una sensación rarisima, como que no veia tampoco del todo bien. Y una sensación chunga. Me daba cosa conducir, lo cogí hasta casa pero después condujo mi chico porque me daba mal rollo, y yendo yo sola bueno, pero yendo con él si que no.

El golpe fue de lo más tonto. Las duchas del gimnasio (es que encima me hubiera matado en bolas… y sin depilar. ¡¡Qué horror!!) tienen como una pared en medio para que no se te vea del todo, como una mampara pero de ladrillos.
Yo dejo el champu en la parte abierta, porque es donde hay luz. Me agache a por el champú y al levantarme con la fuerza de levantarme, de darme la vuelta y del “guas guas” (XDXD, eso no, pero el movimiento en la ducha por excelencia es el “guas guas”) Me di un hostión con la “mampara” que temblaron las paredes. Y yo me quedé un momento en plan “¿me caigo?” Y creo que no me cai porque me dije “No me da la gana caerme, que tengo que ir a ver a mi nene que está de camino. Y estoy sin depilar XDXD”.

Pero la verdad es que me quedé con una sensación muy rara durante mucho tiempo. De hecho de mis compañeros me despedi diciendo: “Si no vengo el lunes es que me ha dado un coagulo o algo”.
Hasta escribi tres cosas un poco morbosas, aunque la verdad es que ya tenia pensado hacerlo antes del golpe. Jajaja. Me raye un montón por los sueños que estoy teniendo últimamente.

Eché en falta algo. Pero poco a poco.

Escriba un comentario