Alucina Vecina

Siempre me dijeron que mi vida era para escribir un libro… ¡Ahora es un blog! Entra, flipa y comenta

Benditas siestas improvisadas


Llevo un par de semanas agotada: muchisimas clases muy intensas, y dormir muy poco… tanto que cuando llego a casa y consigo dormir… me rompo el cuello. Me ha pasado el viernes y ayer. Tumbarme en la cama por no tener fuerzas para moverme y caer en coma. Despertarme horas después. Y la verdad, es que menos mal, porque gracias a esas siestecillas he podido pasar el finde entero currando sin apenas dormir por la noche (que ahi no me duermo) y haciendo las miles de cosas que tenia que hacer… ¡¡¡qué gran inventazo la siesta!!!!

Escriba un comentario