Alucina Vecina

Siempre me dijeron que mi vida era para escribir un libro… ¡Ahora es un blog! Entra, flipa y comenta

Siempre papá


1 de octubre
#siemprepapa

Y ha pasado otro año más. Dos años ya que tus ojazos se cerraron por última vez. Dos años sin tus achuchones, dos años sin tus besos.. pero también sin tus lágrimas y sin ver tu cárcel, sin verte sufrir encerrado en un cuerpo que era una mera cáscara débil. Dos años que tu luz me guía desde dentro. Dos años que por fin conseguiste la libertad que tanto ansiabas y que tanto temías conseguir.
este año tampoco ha sido fácil, pero nada que ver con el horror del anterior. La vida nunca volverá a ser fácil, nunca podré pedirte consejo ni a preguntarte nada más.
He tenido que aprender a vivir sin ti. Pero eso no hace que no te lleve dentro cada día, eso no hace que no te recuerde y que al entrar en casa, a veces aún me pregunte “¿y pa?”. Cuando he ido a Lepe te he buscado y recordado. Te he sentido y he sentido mucho más tu legado.
La vida va cobrando más y más normalidad, pero siempre hay detalles que hacen a una hija pensar en su padre. Un padre, al que aunque no lo dije ni lo demostré mucho, admiraba sobre todas las cosas, y adoraba con todo. Siempre vas a ser el hombre de mi vida, la persona que admiraba desde que era bien pequeña, mi héroe. Un genio, un artista con el pincel, y con la vida, alguien que se construyó a si mismo… y alguien que pasó por lo que nadie quiere pasar, por una agonìa y un sufrimiento que le consumía, una persona totalmente activa… verse totalmente incapaz de hacer cualquier cosa más que estar tumbado o sentado lleno de dolor. Eso sólo lo podría llevar un héroe. Y tu lo eres. No solo para mí, como hija, una persona que dedicó su vida a proteger a los demás con un uniforme, conocidos o desconocidos. Un hombre con un corazón que no le cabía en el pecho (literalmente), a pesar del mal genio y cabezón… lo dabas absolutamente TODO por los tuyos. No todos lo vieron, no todos lo agradecieron, no todos lo merecían. Pero tu naturaleza era hacerlo, lo que para ti era correcto (y casi siempre acertabas en ello)
En estos dos años, he conseguido superar el recuerdo de tu agonía, y recordarte más en tus buenos momentos. He conseguido que alpensar en ti, lo primero que me venga no sea tu dolor o tus lágrimas, sino tu… en tu Lepe o en Madrid, pero tú en los buenos momentos en los que podías tener tu libertad. Eso me gusta mucho. Pensar en ti bien. saber que ahora lo estás.
Dos años y sigo sin acabar el texto con mis recuerdos… son tantos, creo que nunca podré acabarlo, siempre salen más cosas. Cada vez más. La perspectiva ha cambiado y el dolor ya no me ciega y me deja ver más y más dentro de mi mente.
No voy a decir que no llore al ver alguien que me pueda recordar físicamente a esos momentos, o al vivir ciertas cosas, o al ver otras… porque eso es algo que se que no va a pasar, y espero que no pase.
Se que tu querías que me fueran bien las cosas. Querías lo mejor para mi y mis hermanas. Se que no querías que viviera encerrada en el dolor, y tu me has ayudado con ello. Has coneguido que ese hueco en el corazón que se me hizo hace 730 días, esté más lleno que nunca, por ti, por tus recuerdos. Has conseguido que sonría desde el alma. Has conseguido que por fin este en calma. He conectado con mi esencia, y eso lo consigo sobre todo en Lepe, y se que tu eres el vínculo más poderoso. Ahora al recordarte es con una sonrisa, y no con lágrimas. Hace dos años lloraba cada dia (desde mucho antes de que te fueras del mundo físico) ahora sonrío por tu legado. Sonrio porque completaste tu misión y te hiciste libre. Por lo orgulloso que estarías de Juanma, o lo lo mucho que te dolería la situación política actual. Se que hubieras sufrido aún más si no te hubieras ido en ese momento, por todo lo que vino después,o por mi y lo triste que te pondrías al verme como estuve engañada, explotada y encerrada en mi profesión… Te fuiste en el momento oportuno. Si es que todo lo hacías bien, hasta eso. Aunque llevó tiempo entenderlo en el corazón, ya que la mente lo entendió desde el primer momento.
GRACIAS por darme la oportunidad de vivir. Se que fui un capricho de mi madre, pero sin ti… no seria como soy. Ni con lo bueno ni con lo malo. Me diste TODO y más. Eres mi esencia. Y lo has hecho bien. Muy bien. Conmigo y con mis hermanas. Tu vida fue todo un éxito a pesar de los contraatiempos que surgieran. Eres totalemente libre por fin.
GRACIAS por haber existido, y GRACIAS al universo porque me hizo tu hija y no la de otro. No podría haberlo hecho mejor.
Te echo de menos, siempre lo haré, pero tu espacio en mi corazón es cada día más y más grande.

SIEMPRE PAPÁ
¡TE QUIERO!
#siemprepapa

Escriba un comentario